Quién paga el aire acondicionado roto en alquiler

Guía para saber quién paga un aire acondicionado roto en alquiler

Cuando se alquila un piso con aire acondicionado debe revisarse bien y exigirle al arrendador el documento técnico que avale el buen estado del equipo.

Si es un aire acondicionado nuevo instalado en el piso de alquiler debe tener la fecha de compra, vendedor y garantía.

Una consola de aire acondicionado, común a varios apartamentos, su mantenimiento y reparación siempre será a cargo del arrendador pues solo es él quien tendrá acceso a ese equipo.

Si el aire acondicionado es nuevo y falla, debe llamar al casero o arrendador para que repare el equipo.

Si es un equipo viejo el que se rompe en alquiler también debe avisar, nunca trate de reparar por su cuenta.

Es obligación del dueño del inmueble alquilado la reparación y mantenimiento de los equipos cuando el inquilino no intervino para nada en la falla o rotura del bien mueble.

  • El arrendador le está cobrando una renta de alquiler que incluye ese servicio y es su responsabilidad el buen funcionamiento. El casero no repara cuando la rotura es responsabilidad del inquilino.
  • Si el aire acondicionado se rompe porque es viejo, con mucho tiempo de uso, aunque el mantenimiento sea reciente, es el dueño quien debe asumir. Es su responsabilidad que el servicio trabaje bien porque lo incluye en el cobro de la renta mensual.
  • Un aire acondicionado roto en alquiler porque el inquilino le echó agua para limpiarlo y se produjo un corto circuito en la vivienda, lo paga el inquilino aún si era viejo el equipo.
  • Si se introdujo un insecto en el aire acondicionado en alquiler, cosa que se comprueba revisado por un técnico, y la falla fue provocada por esa causa, lo asume el dueño.
  • Si una descarga eléctrica provoca que el aire acondicionado se rompa en un piso en alquiler, esa rotura la debe pagar el dueño o arrendador.

Todo lo anterior si el contrato no señala otra cosa diferente.

El aire acondicionado en alquiler puede fallar como cualquier equipo

Hay muchas variantes y posibilidades para que falle o se rompa un aire acondicionado en alquiler. Determinar la causa y posible causante dice quien paga esa rotura.

Siempre hay que llamar al casero, no tocar ni intentar reparar por su cuenta aunque sea el mejor técnico del mundo, con solo quitar la parte frontal del aire acondicionado, el arrendador puede imputarle la rotura del equipo.

Ya sea un aire acondicionado, una lavadora rota en alquiler u otro electrodoméstico, se pueden aplicar estas mismas reglas descritas y que no son más que lo que indica la ley y la lógica.

Quien rompe paga. Quien cobra por un servicio paga por su mantenimiento.

Debe leer bien el contrato, que todo quede bien indicado, qué hacer en cada caso y si tiene duda consulte a un especialista en derecho inmobiliario.

Lo que no aparece en el contrato de alquiler tiene que asumir lo que dice la ley de arrendamientos urbanos y en su defecto el Código Civil.

Lo mejor es llegar siempre a un acuerdo, no tratar de imponerse y buscar la razón de buena fe.

Comprobar quién es el culpable de un aire acondicionado roto en alquiler u otro equipo encierra sus polémicas.

El documento técnico de mantenimiento, el tiempo de uso, la correcta instalación eléctrica de la vivienda y otras, solo puede ser verificado y emitido dictamen por un técnico habilitado a esos efectos.

Claro está, debe ser imparcial como juez al fin que será en este caso y su opinión de perito será la que diga quién paga un aire acondicionado roto en alquiler, si dueño o inquilino.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,75 de 5)